Mes: junio 2016

Con los ojos cerrados

Cuando me desperté ayer me senté tranquilamente cinco minutos en el borde de la cama para dar la bienvenida al nuevo día. Sin prisas. No sabía qué hora era porque no abrí los ojos, pero descubrí que ya había salido el sol hace bastante rato cuando noté, afinando […]